P. Laurence Freeman OSB

Viernes de la segunda semana de Cuaresma: Génesis 37, 3-28.

5155FC49-4207-4DCF-822D-DE326DA0D64C

Aquí viene el soñador’ se dijeron unos a otros, Vamos, matémoslo y echémoslo en un pozo cualquiera; podemos decir que algún animal feroz lo devoró. Y entonces veremos qué habrá sido de sus sueños.’                    

Este pasaje viene de la historia de los hermanos de José; celosos porque él era el favorito de su padre, conspiraron para hacerlo desaparecer. Ellos no lo matarían – eso hubiera sido de mala suerte – pero planificaron dejarlo morir lentamente en el fondo de un pozo. Esto expone la oculta historia del mundo y mucho de nuestra vida familiar y religiosa y de las políticas civiles. Es inquietante cuán a menudo los celos operan como el factor decisivo en nuestro comportamiento. Hasta Dios es un ‘Dios celoso’.  Un entusiasta comentario, defendiendo el significado literal a todo costo, dice, ‘El celo de Dios es apropiado y bueno’.

Los celos son una consecuencia inevitable del favoritismo: una raza escogida, el profeta que triunfa sobre todos los antecesores, los salvados, los elegidos en cualquier forma. Aún cuán duro es para el monoteísta, anhelando ser amado más que otros, creer (como San Pablo) que ‘Dios no tiene favoritos’.

Tú probablemente tienes un escáner de virus en tu computadora. Este protege contra el terrorismo digital escondido, individuos aislados que  probablemente han venido a sentir que se conectan a otros solo en línea. La persona ‘en línea’ es una apuesta arriesgada. Así, nosotros necesitamos un escáner interior, también – examen de consciencia, alerta espiritual, protección al corazón. Virus como celos, racismo o perfeccionismo acechan en oscuros archivos adjuntos en nuestros profundos discos duros. La meditación los busca. Tenemos que estar preparados para la lucha que darán antes de ser eliminados – o que su energía sea convertida de nuevo a nuestra bondad original. Cuaresma es un tiempo para esta clase de limpieza.

Las prósperas culturas modernas ponen gran atención a las opciones de estilos de vida y a las maneras de mejorar nuestro bienestar físico y psicológico. Cuántas conversaciones de temas de actualidad giran alrededor de la comida que es ‘buena para ti’, el último vegetal de las celebridades, las dietas que salvarán al mundo, las nuevas pepitas de sabiduría esotérica reveladas para todos. Estos ‘descubrimientos’ y las reacciones que provocan en el moderno consumidor de noticias se sienten como una bandada de pájaros elevándose juntos y desviándose en direcciones siempre cambiantes.

Mucha menos atención es dada a nuestro estado mental. Nos importa menos lo que permitimos a nuestras mentes absorber, concentrarse y volverse adictas. Así, el sano vividor y comedor puede parecerse a la ‘virgen orgullosa’ de siglos pasados. Podemos ser tan cuidadosos (y correctos) en un nivel y dañar todo en otro. El orgullo, como los celos, son nuestra común caída. Todo eso es necesitado para hacer de este doble estándar un oculto estilo de vida, de suficiente gente que está de acuerdo contigo.

¿Por qué amamos nuestros propios ‘sueños’ tanto, y tan a menudo despreciamos o ridiculizamos los sueños de otros? Compartir un sueño puede inspirar auto sacrificio y servicio. O puede desatar una pesadilla colectiva y victimizar a inocentes de los más vulnerables. Vigila tus sueños.

Escanear nuestra mente profunda de posibles virus y probar el temple de nuestros sueños – este es el trabajo de la oración pura. El único examen seguro es dejar ir todas las representaciones de nuestras esperanzas y creencias – conceptuales, verbales o visuales. Lo que sea que sobreviva a esta limpieza radical de nuestra mente puede ser fiable (la mayoría de las veces).

firma Laurence

Laurence Freeman OSB

Traducción: Jorge Rago (WCCM Venezuela)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .